¿Porqué el título de preboda mágica?. La magia existe (al menos, en mi mundo) y algunas veces se hace patente de formas muy evidentes. Eso es lo que pasó la primera vez que nos vimos Elena, Jose Ignacio y Yo. Tomando una caña y charlando, se nos pasaron las horas como minutos, y hablamos de todo…incluso, un poco de su boda, jejejeje.

Y al terminar esa primera cita, me pasó una de las cosas más bellas que me han pasado. Me metí en el coche y estaba revisando los emails y wasaps en el teléfono, cuando de pronto me toca Jose Ignacio en la ventanilla y me dice algo así como… “oye, camino del coche lo hemos pensado, y si tu quieres, a nosotros nos gustaría que fueses nuestro fotógrafo”. Pues claro que si!!!!!

Lo cierto es que esta es la repuesta que, más o menos, me dan mis amigos/clientes. Lo mágico de esta ocasión es que fue nada más salir de la primera cita!!!! Lo decidieron en el tiempo que se tarda en ir de la puerta del bar al coche, aparcado a unos 20 metros??? Jajajaja. GRACIAS chicos! Fue increíble!

Y claro, lo de la magia no es casual, ya que Jose Ignacio es una gran aficionado a ella y por tanto, finalizamos la preboda en La Cripta Mágica (gracias por vuestra colaboración). Me recordó mucho al final de la preboda de Ana y Juampe, donde en su caso (como buen aficionado a la magia) Juampe nos llevó a la Sala Houdini. Habré estado ya en los dos lugares más mágicos de Madrid?.

Pasamos una tarde muy agradable, aunque con calor, jejejeje. Y pudimos conocernos más, vencer vergüenzas y “miedos”… y terminar pasando un rato muy muy agradable juntos.

Muchas GRACIAS chicos!!! Espero que estas imágenes os transporten de nuevo a ese tiempo ya pasado…

Puedes comentar aquí con tu perfil de Facebook o en el propio post

comentarios